Como ser parte de TOP INMOBILIARIO ¡Publicación GRATUITA!
blog top

Tendencia
Nuevo eje de las inversiones

En Barracas las fábricas de Canale y Bagley se transformarán en viviendas y oficinas; en la textil Piccaluga se ofrecen unidades con todos los servicios
 

Barracas, un barrio tranquilo, elegido por la pintora Josefina Robirosa y el escultor Pablo Rodríguez Larreta, entre otros, caracterizado por preciosas construcciones italianas de principio de siglo y que fue en su momento una gran zona industrial, es desde hace un tiempo el destino de nuevas inversiones inmobiliarias.
Hace dos años, un grupo inversor compró el viejo edificio de Bagley, un predio de 50.000 m2, donde se construirá un complejo de 250 departamentos.
El Central Park se desarrolló en un viejo edificio de Fabril Financiera y se establecieron espacios de oficinas. Allí compró un loft el pintor Pérez Celis, que decoró el frente con sus pinturas.
La disputada ex fábrica de galletitas Canale, frente al Parque Lezama, estará destinada a oficinas y a un emprendimiento comercial con gastronomía y entretenimientos.
Además, la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires está próxima a mudar el área jurídica del Poder Ejecutivo al edificio que fue de la firma Alpargatas, donde hoy hay un outlet.

También oficinas
  
En la zona también funcionan las administraciones de Metrogas y Gas Natural Ban, que han sumado a Barracas un buen movimiento de personas. El barrio tiene, además, el espíritu artístico del pasaje Lanín, que nace en la avenida Suárez y tiene sus frentes ornamentados por Marino Santamaría, que próximamente serán redecorados con mayólicas venecitas para preservar los colores de la erosión.
Este pasaje, que es peatonal durante los fines de semana, es una excursión obligada de los miles de turistas que arriban a Buenos Aires. Departamentos En la estructura de lo que será el futuro emprendimiento denominado Barracas Central, entre Feijóo, Lanín e Icalma (ex textil Piccaluga) se desarrollará Casa FOA 2005.
Pablo Reynal, junto con Alvaro Cayol y Jorge González, que son los responsables de Baresa (la desarrolladora del proyecto), cuentan con la experiencia de los Lofts de Darwin y Loyola (anfitriones de Casa FOA en 1989), Los de Dubarry, Lofts de Gorostiaga, Talar de Martínez, Torres de Tigre, Talar de Florida entre los múltiples emprendimientos de los que son responsables.
"Las características de Barracas Central --aclara Pablo Reynal-- son que los locales con salida al pasaje Lanín serán destinados a fines culturales: un café literario, una galería de arte, restaurante y anticuarios están previstos en la planta baja. De esta manera respetamos el perfil del entorno, que es la característica que buscan los nuevos habitantes de Barracas."
El complejo contará con solárium y pileta de natación, cocheras que llegan por rampa hasta la puerta de cada apartamento, gym y spa, gran jardín, salón de usos múltiples y microcine, entre otros servicios.
Cada departamento se entrega con los servicios básicos para que la gente los acondicione a su gusto. La cotización de las unidades parte de los 750 dólares el metro cuadrado.
"Lo sorprendente --dice Lucrecia Cavoti, de Reynols Propiedades, la encargada de ofrecer los espacios-- es que casi todos nuestros compradores son extranjeros. La productora de Hollywood, Lila Cazès, uno de cuyos films, Vivir en Las Vegas, fue ganador de un Oscar y famosa por la elección de sus casas en Los Angeles (una de ellas adquirida por Antonio Banderas y Melanie Griffith, y otra por la rockera Curtney Love), ha comprado tres lofts continuados con una espectacular terraza de 150 m2. Otro empresario canadiense adquirió cuatro unidades y está próximo a concluir la operación por otra más."
Algunos americanos compraron por Internet viendo las fotos, y ya suman cerca de 20. Los nombres de otros argentinos famosos son celosamente guardados en secreto para su privacidad.
Por ahora, toda la expectativa está puesta en la próxima inauguración de Casa FOA 2005.
En medio de la obra, en una gran oficina de la planta baja, las voluntarias trabajan a todo ritmo coordinando el desfile de arquitectos y decoradores que han elegido este edificio, declarado Monumento Histórico, para su próxima exposición.

Mónica de Hernández, 16 de julio de 2005
Publicado en La Nación

Indice de Novedades