Como ser parte de TOP INMOBILIARIO ¡Publicación GRATUITA!
blog top

FUTURO PROMETEDOR
Crecimiento y buenos tiempos en el sector

Los alquileres, la compra y venta de inmuebles y la construcción siguen creciendo a un ritmo cada vez más acelerado. El escenario alienta a la construcción, a la inversión y al crédito.
 

El ciclo que iniciamos mantendrá la tendencia positiva que se inició en el 2004 y que se ratificó con hechos concretos en el 2005; nuevamente la propiedad será la estrella del nuevo año. No hay mejor prédica que el testimonio y las cifras son evidentes; el año pasado con relación al 2004 la construcción creció un 58% con planos aprobados para destino multifamiliar por 2.000.000. de m2, aportando para el último período la creación de 50.000 puestos nuevos de trabajo y una media aproximada a las 6500 escrituras de compra-venta durante el último semestre del año pasado son fiel reflejo de que el mercado inmobiliario es una vez más con su inmensa potencialidad, uno de los grandes motorizadores de la economía del país.
Desde la compra de una unidad chica para primera vivienda o como inversión para volcarla al mercado locativo, hasta los generadores de grandes emprendimientos cómo se ven en Puerto Madero o Barrio Norte se ratifica una frase de toda la vida, "el mejor refugio para el ahorro es la propiedad".
Barrios elegidos: Es importante destacar que frente a este fuerte crecimiento la demanda ha sido distintiva con algunas zonas; Puerto Madero, Belgrano, Palermo y la estrella del año, Villa Urquiza, lideraron los permisos de construcción, debiéndose destacar que en esta zona impactó fuertemente la llegada del Subte línea B que provocó una explosión inmobiliaria con una fuerte demanda de unidades y lotes para construcción.
Perfil de la demanda y precios de venta: Así como se puede afirmar que hay inmuebles que lograron recuperar y superar los valores de 2000, es evidente que la exigencia de los compradores ha cambiado, produciéndose una depuración que se centra en ubicación geográfica, antigüedad, calidad de construcción, luminosidad y medios de comunicación, que provoca que en barrios como Belgrano, Villa Urquiza, Devoto, los precios de las unidades usadas se encuentren desde US$ 800 a 1100 el m2 abriéndose los valores de las unidades nuevas a US$ 1100 en adelante.
Alquileres: Una vez más y sin ninguna intervención del estado vemos como el mercado se va regulando sin inconvenientes. El propietario que tiene como ahorro de su vida 1 ó 2 departamentos privilegia al buen locatario y casi siempre llega a un acuerdo. Hoy existe en los barrios una buena oferta de unidades con precios que se estabilizaron, con leve tendencia a la baja tomando como parámetro el período agosto/octubre de 2005. En los barrios ya mencionados encontramos 2 ambientes entre 500 y 600 pesos y 3 ambientes desde 650 pesos en adelante.
La clave indispensable que ratificará la tendencia con mayor confianza es la aparición del crédito hipotecario. No se puede limitar a un mercado en expansión, a una industria madre de generadora de empleos como la construcción, a una importantísima cantidad de locatarios que son potenciales compradores, sin el acompañamiento de un crédito accesible a la mayoría, amplio en plazos y montos.
Es evidente que el escenario otorga certezas a la hora de definir inversiones y alentados por la señales de la Macroeconomía que dan cuenta para 2006 de superávit fiscal y crecimiento esperado de PBI del 6%, puedo sostener que atento a la correlación que existe entre los ciclos económicos e inmobiliarios, estamos frente a una nueva etapa de crecimiento.
Todo lo expuesto invita a pensar positivamente. Sin euforia y con prudencia, madre de todas las virtudes, convencido que se avecinan buenos tiempos.

Carlos Puente, 14 de enero de 2006
Publicado en Clarín

Indice de Novedades