Como ser parte de TOP INMOBILIARIO ¡Publicación GRATUITA!
blog top

Concursos: los espacios para la gente

El 20 de diciembre último, un jurado integrado por los arquitectos Eduardo Ricciuti, Clorindo Testa, Carlos Lebrero, Juan Carlos Fontan, Jorge Iribarne y Viviana Bande, dio a conocer el listado de premios del Concurso Nacional de Anteproyectos para el Parque en Tierras Ferroviarias de Caballito, nominando, en primer lugar, al equipo integrado por Pablo Rozenwasser y Daniel Silberfaden, asociados con Gerardo Caballero y Valeria Migueles; junto a Gabriela Torres, coordinadora del proyecto; Anahí Sorbo y Paola Romana, colaboradoras, y Mara Sánchez, Mercedes Soto y Solange Serquis, asesoras en paisajismo. "Estamos muy entusiasmados y queremos seguir adelante con este proyecto, a diferencia de lo que sucedió con el Concurso Nacional de Ideas para el Area Recoleta y el Concurso Nacional de Anteproyecto Deliot Oeste, en Rosario, que también ganamos y, por el momento, están congelados. Esta es una excelente oportunidad para rescatar tierras residuales con una ubicación privilegiada en el centro geográfico de la ciudad, que la comuna no debe desaprovechar", aseguró Daniel Silberfaden a La Nación. El certamen, cuya apertura se realizó a mediados de octubre, estableció sus bases en el contexto del Plan Urbano Ambiental (PUA), ya que los terrenos en cuestión son parte del denominado Corredor Verde Oeste de la ciudad de Buenos Aires, para el que se prevé la creación de un parque en Caballito (objeto del presente concurso) y otro en Liniers.
Caballito es una de las zonas más densamente pobladas de la Capital y la que tiene la menor cantidad de espacios verdes en relación con la cantidad de habitantes, así que esta isla que los terrenos ferroviarios generaron dentro de la trama urbana construida, interrumpida entre las calles Yerbal y Avellaneda, permitirá dotar al barrio de un parque enorme que, una vez completado, aportará cerca de 22 ha de espacios verdes para esparcimiento de la población.

Concurso Parque Caballito


Es que los grandes parques de Caballito como el Parque Centenario, de 13.5 ha, y el Parque Chacabuco, de 15,5 ha, se emplazan a más de 2000 metros del área delimitada por el concurso. A mil metros, en cambio, se localiza el Parque Rivadavia, de 2ha; la Plaza Irlanda y la Plaza Aramburu.

Los terrenos que forman parte de la convocatoria son, en la actualidad, un obstáculo para la conexión entre el Norte y el Sur, situación que se ve agravada por la discontinuidad de las calles a ambos lados de Rivadavia. En virtud de lo expuesto, la Dirección de Tránsito del GCBA tiene definidas las trazas para la apertura de las calles Parral, Martín de Gainza, Fragata Presidente Sarmiento (que se encuentra con la ciudad según el diseño ganador), y Morelos en par con la calle Donato Alvarez.

El proyecto del Corredor Verde del Oeste del PUA quedará terminado cuando se efectúe el soterramiento de las vías del ferrocarril General Sarmiento, desde la calle Hidalgo hasta la Avda. General Paz, una extensión de 9450 metros, un verdadero corredor urbano parquizado.

Esta es la segunda vez que el equipo Rozenwasser, Silberfaden, Caballero, Migueles se hace acreedor a un premio por un proyecto de intervención en el espacio público urbano.

"El aporte de estos proyectos, frente a lo poco que se viene haciendo y lo mucho que se reflexiona sobre el tema de los contenedores residuales y el espacio público, es rescatar la gran perspectiva, el espacio abierto y el vacío urbano, y Buenos Aires es una ciudad con antecedentes en este tipo de operaciones en gran escala. Trabajamos con la intención de crear una arquitectura entendida sin excesos. En ese sentido, los concursos Recoleta y Caballito representan una continuidad ya que en ambos casos arribamos a un resultado simple, producto de muchas ideas y un enorme trabajo", determinó Daniel Silberfaden.

"La fuerza de este proyecto reside en una lectura clara del parque y en la puesta en escena de un enorme llano", agregó Pablo Rozenwasser.

La propuesta ganadora se arma con los siguientes elementos: un sistema estructurado por el recorrido de las vías del ferrocarril, en el sentido Este-Oeste, que exhibirá plantaciones de especies autoctónas y que, una vez cumplimentado el soterramiento del Sarmiento, continuará extendiéndose y creciendo hasta formar lo que los diseñadores denominan monte nativo; un subsistema norte-sur de corredores y pasadizos destacados por árboles tipas (Tipuana tipu), para largos recorridos, alineados en pares y formando inmensas galerías de sombra y frescura, y otras de álamos (Populus Nigra), dispuestos en los recorridos más cortos; una sucesión de parques o patios urbanos que funcionan como cortavientos, de 100 por 100 metros, que aparecen como grandes extensiones abiertas y liberadas, limitadas por las bicisendas y los senderos peatonales, espacios plenos de sol y con sectores de media sombra para descansar o involucrarse en alguna de las actividades.

"Los paisajistas asesores consideraron algunos aspectos del diseño según el crecimiento de las especies", sintetizaron los ganadores del concurso.


Mónica Garmendia
Diario La Nación.



Los otros premiados

Caballito, centro geográfico de la Capital, reclama una urgente rehabilitación
Dante Cosenza

El Concurso Nacional de Anteproyectos para el Parque en Tierras Ferroviarias de Caballito tuvo como premisa fundamental la generación de un parque lineal con una oferta de espacios públicos para el esparcimiento y la recreación.

Además del proyecto galardonado, los equipos ganadores de tan ambicioso diseño urbanístico fueron: segundo premio, Marcelo Vila, Adrián Sebastián y Javier Vila, asociados a Hugo Pirone, Alejandro Ponte y Jorge Dal Pozzo, y Fernando González como asesor paisajístico; tercer premio, María Julia Keravenant, Juan Pablo Rodríguez, María Eugenia Rodríguez y Alejandro Stöeberl, asociado Rolando Pasarelli.

Guillermo Lesch se hizo acreedor a la primera mención.

Rehabilitación y mejor calidad ambiental

 

Caballito



En las últimas tres décadas, Caballito creció alrededor de un 20 por ciento, convirtiéndose en el tercer barrio más poblado de la Capital (184.000 habitantes) y en el de mayor densidad. Por su ubicación central, es también la zona más alejada de los más grandes pulmones por los que respira Buenos Aires: los parques de Palermo y el río, así que para este sector urbano losespacios públicos para la recreación son de decisiva importancia.

Las obras que involucra la recuperación de los terrenos ferroviarios incluyen: la apertura de un túnel enterrado, de 9,45 km de largo, y 25 m de ancho para la disposición de 4 vías de trocha ancha, por los que circulará el tren; la construcción de la losa superior de cierre; la conexión vial a nivel para obtener la continuidad de la trama urbana, en particular en los 23 cruces con barreras existentes: la ejecución de nuevas estaciones ferroviarias subterráneas; y la parquización y forestación del espacio a nivel, tareas estas dentro del proyecto del Corredor Verde del Oeste (CVO) del PUA.

El proyecto ganador, de Silberfaden y Rozenwasser, asociados a Caballero y Migueles, explota el plan oficial y lo revaloriza con el aporte de atributos arquitectónicos dinámicos y la plantación de especies arbóreas y arbustos.

"Las asesoras en paisajismo, Mara Sánchez, Mercedes Soto y Solange Serquis, consideraron las distintas imágenes de los parques según su estado de crecimiento y su aspecto estacional. Es clave señalar que la rehabilitación del área generará un fuerte impacto inmobiliario, de recambio y mejoramiento en cuanto al equipamiento urbano y comercial y, fundamentalmente, será responsable de una mejor calidad ambiental."


Copyright © 2001 La Nación | Todos los derechos reservados


Indice de Novedades