Como ser parte de TOP INMOBILIARIO ¡Publicación GRATUITA!
blog top

VIVIENDAS
Los créditos, con expectativas

Fueron bien recibidos en el mercado los anuncios oficiales, pero se considera que la brecha entre salarios y cotizaciones es un escollo
 

Los inmuebles, un poco más cerca de la gente


Una fuerte expectativa despertó en el mercado el anuncio del gobierno sobre un plan para facilitar la adquisición de viviendas. La medida surge como respuesta al aumento en el precio de los alquileres, que se suma a las dificultades de un sector importante de la población para lograr la calificación que abre la puerta a la financiación bancaria.
En este aspecto aparece una situación de no muy sencilla resolución: la enorme distancia entre los salarios en pesos y las cotizaciones de los inmuebles en dólares.
No obstante la falta de algunas precisiones, la actitud de las autoridades gubernamentales al instalar este tema motivó reacciones positivas.
Desde el lado de los inquilinos, cuya situación impulsó las medidas anunciadas el miércoles último, Radamés Marini, presidente de la Unión Argentina de Inquilinos, destaca que los anuncios tienen la virtud de colocar al inquilino en un territorio más fijo. "Antes era un nómada, peregrinando de contrato en contrato porque los propietarios se excedieron en sus pretensiones. Ahora se aclaró expresamente que no se puede indexar. Este, finalmente, es un llamado a la reflexión de todas las partes, pero nadie sabe mucho hasta que se publiquen las disposiciones en el Boletín Oficial."
Agrega que es positivo poder adquirir un inmueble al precio de un alquiler a 20 años, "con el agregado de que puede entrar en el sistema toda la gente que hasta ahora no calificaba por tener ingresos no formales".
Desde la vereda de los constructores y desarrolladores privados, Fernando Esquerro, titular de la Asociación de Empresarios de la Vivienda (AEV), comenta que es muy plausible facilitar el acceso a la vivienda. "También lo es mejorar el sistema de scoring para que la gente califique sin afectar la solidez del sistema bancario."

Otras necesidades
  
Estima, sin embargo, que este anuncio parece insuficiente y que deberían modificarse otros aspectos. "Tendríamos que apuntar a un sistema integral, como el de Chile, México o Perú, donde la gente hace un ahorro previo y en el caso de que no le alcance su dinero, reciben un subsidio explícito."
Pone el acento también en que deberían reducirse gravámenes que encarecen las viviendas, "como el impuesto a los sellos, débitos y créditos bancarios e ingresos brutos. La provincia de Buenos Aires es la que más grava en este sentido." Esquerro se muestra muy cauteloso sobre el anticipo del IVA a los constructores: "Habrá que esperar las resoluciones y analizar la instrumentación final de la AFIP."
Como operador inmobilario, Guillermo Vinelli dice que las medidas anunciadas indican que se ha tomado conciencia de la situación. "Si se aceptan sugerencias, la mía sería que aquellos desarrollos inmobiliarios que ofrezcan numerosas unidades para alquilar estuvieran exentos del impuesto a las ganancias, como cualquier operación financiera."
Comenta que los propietarios, a diferencia de las colocaciones financieras, cuando ofrecen en alquiler un departamento no tendrán líquido su capital hasta que se cumplan los dos años. "Esto explica que se difundan algunas cláusulas que, aunque no sean muy exigibles, tratan de mantener actualizado el contrato."
Claudio Miteff, del Banco Río, destacó que se trata de una propuesta razonable. "Tendrá un enorme impacto el hecho de que se flexibilice la presentación de ingresos y se puedan calcular por el costado de los gastos. No es algo nuevo, pero ahora se podrá formalizar." Consideró que hoy es muy importante la brecha entre el salario y las cotizaciones de las propiedades, una seria dificultad para la masificación del sistema.
La comunicación A 4559 del BCRA, con normas sobre la gestión crediticia y clasificación de deudores que llegó a los bancos, y que analizaban ayer contra reloj, dispone el 100% de financiación en vivienda familiar hasta 200.000 pesos y el 90 entre 200.000 y 300.000, como condiciones más flexibles para los deudores, por lo que en los próximos días habrá novedades más concretas.

R. G., 19 de agosto de 2006
Publicado en La Nación

Indice de Novedades