Como ser parte de TOP INMOBILIARIO ¡Publicación GRATUITA!
blog top

Construcción
Cuánto cuesta el sueño de la casa propia

Los jóvenes eligen construir cerca de las zonas deportivas de los barrios y se deciden por estilos racionalistas o clásicos; los costos parten de 550 dólares por metro cuadrado  


Las diferentes elecciones que deberán tomarse a la hora de edificar una vivienda no tienen que ver únicamente con el gusto del propietario o el modelo que se realice. El asesoramiento del profesional, sea arquitecto, maestro mayor de obras, empresa constructora, también posee un valor clave para que el proyecto se concrete.
En un mercado cada vez más segmentado y con mayores exigencias, todos deben esforzarse para que el sueño de la vivienda se transforme en una realidad que conforme tanto al dueño como a los reglamentos edilicios de las urbanizaciones.
Son muchos los detalles que cuentan en el diseño final, aunque mucho dependerá de las posibilidades económicas para realizarlos y siempre tendrán que ser resueltas entre todos los protagonistas.
En estos momentos, con precios que varían a menudo por los efectos de la inflación, los operadores y arquitectos plantean las dificultades que acarrean los cambios y se muestran cautelosos al estimar el costo final de la edificación.
Una de las primeras evaluaciones indica que la vivienda debe tener un perfil definido de antemano, si es para una familia jóven, si es la primera vivienda o si es una mansión para familias ya consolidadas.
"La demanda es variada, los más jóvenes buscan casas que estén cerca de las áreas deportivas de la urbanización, otro target requiere unidades que superen los 220 metros curadrados, pero en general se puede decir que las prioridades son seguridad, calefacción, detalles de categoría y dependencias de servicio", resume Haydée Burgueño, de Haydée Burgueño & Asociados.
También los jóvenes, en los últimos tiempos, se inclinan por casas de 100 m2 o condominios, construcción que hoy se difunde mucho en la zona desde Tortuguitas, en el el km 35, al km 56 de la Panamericana, ramal Pilar.
Entre los pedidos y las preferencias se prioriza la vida de barrio. "De alguna manera se busca que los chicos puedan andar en bicicleta por la calle, ir a la casa de un amigo sin problemas, o hasta jugar a la pelota en la calle, como era antes en cualquier esquina de barrio. Y obviamente la casa es algo que se vincula con esta concepción, donde buscan toda la comodidad y mejorar su calidad de vida, hacerla bien a medida para los usos y costumbres personales; por ejemplo, poder disfrutar todos los días de un baño tipo spa, de un buen vestidor, un family cómodo adecuado al grupo familiar", dice Christian Oppel, de Oppel Arquitectura.
En su mayoría son casas a medida, "y últimamente noto que los clientes me piden construir lo que ellos llaman la casa definitiva. Algunos propietarios tienen experiencias de otras obras y saben bien qué les sobraba y qué les faltaba, y cada vez buscan más metros cuadrados. Actualmente hacemos casas de 600 m2, como promedio. Sumado también al aumento en los valores de los lotes hay que hacer una ecuación equilibrada para que la inversión sea viable", agrega.
Oppel, que construyó en su mayoría viviendas en urbanizaciones del partido de Tigre y la zona norte, indica que las casas que más gustan son las de diseño, de estilos europeos, sólidos, bien construidos y con mucha fucionalidad y tecnología.
Por su parte, Miguel Browne, gerente de J. P. Urruti y Asociados, desarrolladora de barrios como Talar del Lago y El Encuentro, en Tigre, entre otros, comenta: "En nuestros desarrollos, lo más buscado son casas entre 200 y 250 m2 cubiertos, con 3 dormitorios, el principal en suite y los otros dos con otro baño compartido, un family con toilette, dependencia, estar y comedor amplio, lavadero, galería, parrilla y pileta, en una superficie de terreno de 800 m2, aproximadamente. Es lo básico. Y lo fundamental es que sea bien luminosa, funcional y con buena orientación".
Entre los diseños modernos se buscan viviendas con techos planos, mucho paño de vidrio en ventanas cada vez más grandes, donde se busca integrar lo exterior con el interior. La simpleza se balancea con terminaciones, aberturas y detalles de muy buena calidad.
En cuanto a los estilos constructivos que dominan, para Browne el más pedido es el racionalista, después en menor medida vienen los de estilo mexicano o estilo villa italiana; el famoso ladrillo a la vista ya casi no se usa. En cuanto a tiempos y costos, no existen grandes diferencias entre un estilo y otro, "pero calculamos que el valor estándar arranca desde los 800 dólares".
Hernán Mieres, director de Mieres Propiedades, que comercializa urbanizaciones en distintos puntos entre las que se encuentran Rincón de Milberg, La Lomada, St. Mathew´s, El Lucero, entre otros, destaca: "Las construcciones en general son cada vez más estándar, con pisos, carpinterías, cerámicos y artefactos de líneas muy similares. Desde 2002 se acabaron las importaciones, por lo que todo es industria nacional".
Para Haydée Burgueño, las casas que dominan y las que menos tardan en edificarse son las racionalistas. "Sin embargo, tenemos casas de campo como las de La Emilia, que tienen el mismo tiempo de construcción que las racionalistas, entre 120 y 150 días. La mayoría de la clientela busca casas para estrenar y no de reventa."
Para Nora Martínez, de la oficina de Tizado Oeste, los diseños actuales son racionalistas, es decir, con líneas puras y rectas, los techos son planos, y se juega mucho con los volúmenes salientes y en distintas alturas. Años atrás predominaba el ladrillo y el trabajo de artesanía en ellos, hoy ya no existe esa mano de obra porque es muy costosa y demanda demasiado tiempo. Lo más usual es el ladrillo hueco, que permite construir hasta 2 pisos sin columnas". Precisa, además, que "en esta zona los valores parten desde 500 hasta 600 dólares el m2 para construir. Siempre la diferencia está en las terminaciones, y en los baños y cocinas, aunque también influye por la calidad de las aberturas", precisa.
También Oppel sostiene que lo más costoso a la hora de edificar son las terminaciones de categoría: "Incluso hay clientes que deciden hacer una casa en más tiempo, ya sea porque prefieren hacer más metros cuadrados terminándolos de a poco, en vez de hacerlo con terminaciones básicas, y a su vez invierten en mejores materiales pensando en que en el futuro tendrán lo mejor."
A la hora de construir una casa, los materiales más costosos son el techo, las terminaciones y las instalaciones, entre otros rubros.
Otro aspecto que hay que tener en cuenta son los honorarios de los arquitectos. Sobre el tema, Roberto Mateo, de Mateo Propiedades (inmobiliaria que opera por la zona oeste), dice: "Los arquitectos cobran un porcentaje del gasto de materiales, que va de un 10 a un 18%, aproximadamente. Esto también hay que tenerlo presente cuando el propietario decide construir su casa y no optar por una de reventa".
Oppel aclara que los honorarios de los profesionales también dependen de la categoría del arquitecto, el tiempo de ejecución de la obra, la inversión y los riesgos que se asuman para el trabajo.
En otro tema que se ubican los propietarios es en la funcionalidad de la vivienda. "En general la gente busca que no sólo sean casas modernas con calefacción central, lavadero, buenos placares, teléfono y televisión en todos los ambientes. También requieren que sean fáciles de mantener y que puedan tener buena reventa a futuro", detalla Martínez.
Son varios los propietarios que piensan en este detalle, ya que las casas a estrenar siempre están impecables, pero lógicamente el mantenimiento es determinante para que en el futuro inmediato luzcan como recién construidas.

Diseños racionalistas, predominantes

Otra herramienta

En la actualidad el sistema housing tiene mucha vigencia y varias urbanizaciones ofrecen lote más casa, para que la gente tenga rápido acceso a la vivienda del country. "Es muy atractivo y mucha gente lo busca, justamente porque con la inflación que hay en los materiales de construcción, nunca se sabe cuánto se va a gastar. Muchos inversores, ante las pocas ventas, no aumentaron el precio de sus casas a estrenar, aunque la construcción en un año haya subido cerca de un 40%. Esto representa una oportunidad, porque las casas en venta sufrirán subas en cuanto el mercado se reactive de vuelta", cuenta Mateo.
Entre los ejemplos de casas con housing que comercializa Mateo Propiedades a estrenar con lote incluido se encuentran las que parten desde los 115.000 dólares, como es el caso de la urbanización Arroyo Dulce (partido de Luján), de 130 metros cuadrados, con tres dormitorios y dos baños.
En otras zonas, como en el eje Canning-Ezeiza, el valor de las casas en housing están cotizadas arriba de los 100.000 dólares con garaje y tres dormitorios.

Los detalles pueden hacer subir el costo final de la obra

Alternativas

Superficies

En el mercado de construcción de viviendas, los jóvenes y las familias con chicos optan en su mayoría por viviendas de 100 a 120 m2. El valor final es el principal motivo de esta elección; luego está el público que apunta a las de 200 a 250 m2, y finalmente el que supera los 500 m2 de superficie, que se acercan al tipo mansión. En su mayoría, la demanda las quiere con tres dormitorios.

Valores

Los precios son muy variables ya que dependen no sólo de los materiales y la calidad de las terminaciones, sino también del lote. Ya que el costo total del m2 no es el mismo en la zona norte que en la zona oeste y sur, donde los terrenos pueden ser de menor precio. En este aspecto, el lote + casa (o sistema housing) también suele ser buscado por los propietarios que de esta manera tienen una rápida llegada a la casa y no piensan en qué arquitecto o estilo seleccionar. El costo de las casas housing supera en la mayoría de los casos los 100.000 dólares.

Estilo

El más requerido es el racionalista; luego, el de estilo mexicano o villa italiana. Según algunos constructores, el precio del m2 de construcción de las racionalistas puede arrancar en los 800 dólares.

Terminación

El costo de las viviendas variará según las terminaciones de categoría que se le apliquen, como perfiles, cerámicas, maderas, además de techos y baños.

José Luis Cieri, 12 de julio de 2008
Publicado en La Nación

Indice de Novedades